Opinión

ABUSO SEXUAL

Una violación no es algo que ocurre solo a mujeres jóvenes, ni a personas atractivas, ni a quienes viven en ambientes vulnerables o deprimidos. Cualquiera puede ser víctima de una agresión sexual, por eso todos debemos estar informados sobre cómo actuar ante ellas. Una agresión sexual sin duda es una experiencia traumática, aun cuando no se haya consumado la penetración, es una de […]

Una violación no es algo que ocurre solo a mujeres jóvenes, ni a personas atractivas, ni a quienes viven en ambientes vulnerables o deprimidos. Cualquiera puede ser víctima de una agresión sexual, por eso todos debemos estar informados sobre cómo actuar ante ellas.

Una agresión sexual sin duda es una experiencia traumática, aun cuando no se haya consumado la penetración, es una de las más difíciles de superar. Sin embargo, toda persona tiene la posibilidad de salir avante, superar la violencia sufrida y vivir una sexualidad sana y feliz.

Es posible que una vivencia así paralice tu vida, te atrape el coraje, el miedo, la angustia, la ansiedad…y puede que hasta pienses que no querrás volver a saber nada más del sexo. Pero debes dejar que el tiempo, además de otros pasos en pro de tu recuperación, te ayude poco a poco. Solo sé paciente y da un paso a la vez.

Primero que nada debes entender que jamás esculpa de la víctima. Por lo que no sientas culpa ni vergüenza. El culpable de la violación es el agresor, no de la minifalda u otra ropa; no de la forma en que te conduces; no del hecho de salir de casa… o cualquier otra “supuesta provocación”.

Estadísticamente, la mayoría de los violadores son hombres y es falso que no puedan contener sus instintos. Al igual que tú, el agresor es consciente del bien y del daño que infringe a otros. Quien abusa sexualmente de otra persona, por lo general planea el ataque o aprovecha una circunstancia pero deliberadamente lo ejecuta. Además, cualquiera puede ser su blanco, no solo las mujeres atractivas, sino los niños, niñas, adolescentes, ancianas y hasta otros hombres.

Ninguna circunstancia justifica una violación. Cuando el abuso sucede, inmediatamente debes acudir a una revisión médica para revisar tu cuerpo, tu condición de salud. Si eres mujer y no estás llevando un método anticonceptivo, debes tomar la píldora de emergencia para evitar un embarazo.

No te aísles

Procura a una persona de tu entera confianza. 

Busca ayuda profesional

Acude a terapia y aunque te cueste trabajo revivir la experiencia, siempre será para tu propio bien.

Ten actitud y determinación de vivir

No te autocompadezcas.

No te veas como víctima

Tú eres mucho más que tu cuerpo, tienes capacidad y valor. Jamás le des a nadie el poder de destruir tu vida solo porque te condujo a vivir un pasaje como ese.

Puedes visitar mehanviolado.com

Texto: Tania del Río.

Comentarios

Reflexiones

Ver todas

Especiales

Ver todas

    Reporte Espejo