Elecciones 2016

¿Cómo gobernarían Sinaloa? | 5 de los 8 candidatos aceptan agenda de Intercamaral

En un Encuentro entre Candidatos a la Gubernatura del Estado de Sinaloa que estuvo marcado por la ausencia de 3 de los 8 candidatos al Gobierno de Sinaloa, Quirino Ordaz, Héctor Melesio Cuen y Leobardo Alcántara, 5 aspirantes a suceder a Malova vieron con buenos ojos la agenda económica, política y social del sector empresarial […]

En un Encuentro entre Candidatos a la Gubernatura del Estado de Sinaloa que estuvo marcado por la ausencia de 3 de los 8 candidatos al Gobierno de Sinaloa, Quirino Ordaz, Héctor Melesio Cuen y Leobardo Alcántara, 5 aspirantes a suceder a Malova vieron con buenos ojos la agenda económica, política y social del sector empresarial de Culiacán.

Ante una buena audiencia en el Auditorio del Centro de Ciencias de Sinaloa, Martín Heredia, del Partido Acción Nacional, dijo que la suerte de Sinaloa no es justa pues se trata de la mejor tierra para producir y con la mejor gente para hacerlo.

DSC_0145

“No solamente estoy buscando la posibilidad de ser gobernador para ver qué se siente, para tener ocurrencias, para ver que Sinaloa pueda funcionar. Tenemos un criterio bien definido en materia estratégica de lo que debe hacerse con Sinaloa”, destacó.

Dijo que su proyecto se sustenta en 3 ejes fundamentales de gobierno: en un gran proyecto de sociedad, en hacer una reingeniería del gasto público.

Habló de acabar con el gobierno obeso que no tiene movilidad pero advirtió que ello será posible con una sociedad colaborativa con el gobierno.

Buscará también ir por un Sinaloa nuevo en materia de desarrollo económico: “Y cuando decimos Sinaloa nuevo tiene que ver con el enfoque. Este estado tiene 200 mil pobres más en 3 años, la gente en Sinaloa no está ganando dinero, estamos abajo en la media nacional de los ingresos de las familias. No puede estar pasando eso en Sinaloa”.

En tanto el candidato de Morena, Jesús Estrada Ferreiro, criticó a Heredia por decir que los sinaloenses deben hacer muchas cosas que él no hizo ni como diputado federal ni como alcalde de Mazatlán.

Aprovechó para criticar las ausencias, sobre todo de Quirino Ordaz y de Héctor Melesio Cuen, a quienes dijo, “les vale lo que opine la clase empresarial de este nivel”.

“Él tiene otra (clase empresarial), una ventanilla exclusiva para atenderlos a ellos nada más. Y el otro señor, que es apéndice de él (Quirino), Leobardo (Alcántara), si no lo sabían, la esposa de él va como regidora plurinominal en la planilla del PRI en Mazatlán… y él es candidato a gobernador del PT, ¡es una jalada!”, destacó.

Destacó que la clase empresarial es muy importante por ser motor de la economía nacional, de la economía estatal y advirtió que es necesario valorarla en su justa dimensión.

Y finalmente, después de hablar de corrupción, moches y otras corruptelas, en las que aseguró muchos de los empresarios son cómplices, lamentó que el evento no se transmitiera en vivo porque estaba seguro que sus palabras no tendrían eco en los periódicos ni en los medios electrónicos: “Porque el Gobierno tiene el control sobre todos los medios y mientras sigamos siendo cómplices vamos a seguir igual de jodidos”.

El candidato del PRD, Mariano Gómez Aguirre, explicó qué hará y cómo lo hará de resultar elegido gobernador de Sinaloa. Antes explicó que los altos niveles de desigualdad y pobreza, la baja calidad educativa, la inadecuada atención en salud pública, la falta de infraestructura urbana y el mediocre crecimiento económico, son algunos de los motivos que lo movieron a participar en esta contienda electoral.

“El gran deseo de erradicar estas terribles prácticas que tanto laceran a la sociedad, es el principal motor que me mueve”, destacó.

Sobre seguridad se comprometió a bajar los índices delictivos en más del 60%; realizará más obra pública que cualquier administración haya hecho; fomentará la participación ciudadana; impulsará el funcionamiento de observatorios ciudadanos, entre otras acciones transformadoras.

El candidato independiente, Francisco Frías Castro, se dijo seriamente preocupado por lo que sucede en México y en Sinaloa, sobre todo porque aseguró que “estamos en presencia de un sistema político obsoleto, que no quiere darse cuenta que está siendo rebasado por la realidad, toda vez que no es posible que la democracia que se ejerce en este país, sean las minorías las que seleccionan y eligen a través de un voto notoriamente minoritario a quienes nos habrán de representar en los distintos cargos”.

Lamentó que en México el promedio de votación ande por el 40% y en Sinaloa sea del 35%. Atribuyó eso a una señal de agotamiento de un sistema político.

En materia económica, dijo que se debe reconocer y hacer a un lado un sistema económico que está fabricando todos los días mayor pobreza, mayor número de pobres: “No puede ser que México tenga 55 millones de pobres y el reconocimiento explícito de las autoridades y la percepción de la sociedad que ese número sigue creciendo”.

Finalmente, Mony Rocha, candidata del Partido Encuentro Social, insistió en que los sinaloenses son como sus hijos: “Los siento desprotegidos, viviendo en un entorno de marginación, pobreza e injusticia y malos tratos”.

Y terminó diciendo que quiere ser gobernadora porque tiene, ante todo, la voluntad de apoyar a todas las familias sinaloenses y porque quiere sacar a Sinaloa del hoyo en el que está metido, que es el hoyo de la corrupción política, financiera y en el de la inseguridad.

DSC_0136

FOTOS: César Hernández/ Revista ESPEJO.

 

Comentarios

Reflexiones

Ver todas

Especiales

Ver todas

    Reporte Espejo