Tema de hoy

Como agua en el desierto, el plan de rescate económico

El presidente AMLO remarca que los apoyos que se empezarán a entregar el lunes próximo serán para las empresas que han sido solidarias al parar labores sin afectar el salario de sus trabajadores.

Las medidas de apoyo económico en situación de emergencia sanitaria, anunciadas por el presidente Andrés Manuel López Obrador, el Banco de México y el Sistema de Administración Tributaria le dan forma al eventual cambio de actitud en el Gobierno Federal que perfila respuestas de mayor envergadura para la gran mayoría de mexicanos que no pide canonjías sino apoyo para continuar aportando al desarrollo nacional.

El presidente bosquejó los lineamientos generales del plan con el cual el país enfrentará la crisis económica derivada de la pandemia del coronavirus y la caída de los precios del petróleo, con la inversión pública de 622 mil millones de pesos para entregar 3 millones de créditos a mipymes y generar 2 millones de empleos, Banxico estableció la inyección de liquidez por 750 mil millones de pesos para mantener el desarrollo ordenado de los mercados financieros sin comprometer la meta inflacionaria, mientras que el SAT determinó ampliar el plazo hasta junio para que las personas físicas presenten su declaración anual de impuestos.

Se trata de medidas oportunas que en medio de la crisis son como el manantial en el desierto porque, esto es lo más importante, siluetean decisiones de Estado más allá de los programas sociales y con énfasis en atender los estragos que el coronavirus causa en el eslabón vulnerable de empresas o de emprendedores que están en la mayor dificultad que hayan enfrentado, por la encrucijada darse por vencidas o esperar políticas públicas de rescate.

La pandemia por Covid-19 expone la prioridad de realizar el mayor esfuerzo para salvaguardar la salud de la población, sin embargo, la robustez de la economía así como la adecuada seguridad pública demandan al gobierno bastante dedicación y voluntad en las jornadas intensas que tratan de resolver la enfermedad con la presión adicional de evitar crisis en el ingreso familiar debido al golpe a empresas que afecta la creación de empleos y la tranquilidad y paz que deriva del creciente embate de la violencia.

El presidente AMLO remarca que los apoyos que se empezarán a entregar el lunes próximo serán para las empresas que han sido solidarias al parar labores sin afectar el salario de sus trabajadores, “todo esto es para proteger al 70 por ciento de los mexicanos y a 25 millones de hogares, sobre todo en sectores pobres y clases medias”, dijo en lo que pareciera ser una estrategia distinta a las anteriores implementadas durante la emergencia nacional en salud.

El Efecto ESPEJO es parte de nuestro boletín de noticias. Suscríbete y recibe los hechos más relevantes de Culiacán, Sinaloa y el mundo directo a tu correo electrónico.

 

 

Comentarios

Reflexiones

Ver todas

Especiales

Ver todas

    Reporte Espejo