Culiacán

Da SEDESU luz verde al proyecto Sendero dentro de “La Milla”

Próximamente se iniciarán los trabajos de este camino de 700 metros de longitud, que va de norte a sur conectando el bulevar Universitarios con el Paseo Río de Janeiro.

El Proyecto Sendero, recibió el resolutivo de autorización del Manifiesto de Impacto Ambiental (MIA) por parte de la Secretaría de Desarrollo Sustentable, por lo que próximamente se iniciarán los trabajos de este camino de 700 metros de longitud, que va de norte a sur conectando el bulevar Universitarios con el Paseo Río de Janeiro, que conservará la vegetación existente y al que se integrarán más de 2 mil nuevos árboles con más de 50 especies nativas.

Bárbara Apodaca, directora de Sociedad Botánica y Zoológica de Sinaloa (SBZS) IAP, detalló que al contar con el resolutivo MIA se informó a la Secretaría de Obras Públicas, con el objetivo de que procediera conforme a sus atribuciones y competencias por lo que corresponde a los trabajos que realizará la constructora.

Explicó que, en tanto se inicia la obra del Sendero, en el Parque Ecológico ya se realizaron obras preliminares de instalaciones eléctricas para mejorar la seguridad del espacio, las cuales contaron con la autorización del Ayuntamiento de Culiacán

“El Parque Ecológico no se privatizará, no se ocasionará un daño ecológico con la obra del Sendero y no se destruirá La Milla, tampoco se interrumpirá el uso común del espacio durante la construcción de este proyecto; Sendero beneficiará a muchísimas personas, será un espacio incluyente, podrán utilizarlo personas en silla de ruedas, ciclistas, padres de familia, niños y claramente no tiene afectaciones en la biodiversidad, para el espacio ni para la comunidad, Sendero sólo representa un 2.5 % del parque”, subrayó.

Agregó que este proyecto, cuyo diseño fue elaborado por SBZS, contempla 2 puntos de encuentro con La Milla (el andador existente dentro del parque), mismos que estarán debidamente señalados y contarán con un reglamento para promover el orden y el respeto entre los distintos usuarios, base fundamental de los espacios compartidos. La Milla no se destruye ni desaparece.

Recordó que en 2019 se realizó un estudio de aforos entre los usuarios del Parque Ecológico, ejercicio que arrojó que de 600 mil visitantes al año, tan sólo el 30 % utiliza el interior de este lugar para caminatas vespertinas. “La ciudadanía prefiere ejercitarse al exterior por considerar que el parque brinda una sensación de inseguridad al carecer de iluminación adecuada, falta de inclusión para diferentes usuarios y no cuenta con accesos para las personas que vienen de la zona norte”.

Bárbara Apodaca invitó a la ciudadanía a sumarse a este proyecto en beneficio de la arborización de la ciudad y la movilidad inclusiva de las personas, para llegar así a una sana convivencia en un punto de encuentro seguro y natural.

Comentarios

Reflexiones

Ver todas

Especiales

Ver todas

    Reporte Espejo