Movilidad

No son los choferes, es el “incremento brutal del parque vehicular en Culiacán”, DVyT

Dirección de Vialidad y Transporte se solidariza: “Es repudiable la violencia contra conductores”; durante la última década el número de automóviles en Culiacán se disparó de 375 mil a más de 510 mil

IMAGEN: Captura de pantalla

IMAGEN: Captura de pantalla

Luego de un hecho de violencia de ciudadanos culichis en contra de un conductor de autobús urbano, el director de Vialidad y Transporte del Gobierno de Sinaloa, Miguel Loaiza Pérez, se solidarizó con el gremio e invitó a la sociedad a ser pacientes y comprender que las dificultades en el tráfico de Culiacán no son culpa del transporte urbano, sino del “incremento brutal del parque vehicular en Culiacán”.

Durante la última década, añadió mediante un comunicado, el número de automóviles en Culiacán se disparó de 375 mil a más de 510 mil.

Sin embargo, ante esta problemática el funcionario público se limita a plantear que “corresponde a todos respetar las reglas de tránsito, los límites de velocidad y el derecho de todos al uso de la vía pública”.

Este miércoles un chofer de un camión del transporte público de la ruta Lomita Cañadas recibió una golpiza por parte varios hombres sobre uno de los puentes de la Isla Musala.

Por otro lado, añade que el incidente ocurrido en Culiacán “confirma que los conductores de autobuses enfrentan riesgos de ataques que ponen en riesgo su integridad y sus vidas, no obstante que cumplen una función de beneficio colectivo”

Para Miguel Loaiza Pérez, esta situación “debe obligar a los cuerpos de seguridad pública a diseñar estrategias que garanticen su integridad al cumplir sus obligaciones laborales”.

Cabe destacar que, además de Director de Vialidad y Transporte, Miguel Loaiza Pérez también se dedica al transporte público como actividad profesional.

PIRÁMIDE DE MOVILIDAD:
Respecto al uso de la vía pública, el comunicado cita a la Pirámide de Movilidad Sostenible, la cual establece que “para el uso del espacio público deben tener preferencia, en ese orden de importancia, los peatones y discapacitados; las bicicletas, los operadores y usuarios del transporte de pasajeros (transporte urbano) y de cargas livianas, y al final de esta escala los vehículos particulares (autos y motos)”.

piramide de movilidad, Plataforma Urbana

Comentarios

Reflexiones

Ver todas

Especiales

Ver todas

    Reporte Espejo